Más de 300 medicamentos pueden causar trombosis, muchos de ellos con mayor probabilidad que AstraZeneca mié, 28 abr 2021

Por: VentasMedicas Editor

A raíz de las sospechas que han levantado las trombosis tras la administración de la vacuna AstraZeneca, conviene recordar que varios cientos de fármacos se han relacionado con la trombocitopenia inducida por fármacos (TCPIF). Los pacientes con TCPIF presentan una disminución en el recuento de plaquetas de 5 a 10 días después de la administración del fármaco con un mayor riesgo de hemorragia.

El diagnóstico, además, a menudo es un desafío, porque la mayoría de los pacientes hospitalizados toman múltiples medicamentos y tienen comorbilidades que también pueden causar trombocitopenia.

Heparina

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) ha anunciado que es posible asociar los casos infrecuentes de coágulos sanguíneos y niveles bajos de plaquetas en sangre con la vacuna de AstraZeneca, por lo que debería aparecer como efecto secundario «muy raro», con una probabilidad <1/10000.

Los primeros casos de trombosis tras la vacunación con AstraZeneca se detectaron entre 3 y 14 días después de la administración de la dosis. Los pacientes presentaban un «muy intenso dolor de cabeza que empeoraba al tumbarse y no mejoraba con analgésicos», incluso se daban casos que además presentaban «vómitos o sangrados irregulares». Esta última afección es lo que se conoce clínicamente como trombocitopenia.

Se han implicado más de 300 fármacos en TCPIF. Una revisión sistemática de los datos de pacientes individuales encontró que los fármacos notificados con mayor frecuencia con una relación causal definitiva o probable con la trombocitopenia fueron quinina, quinidina, trimetoprima / sulfametoxazol, vancomicina, penicilina, rifampina, carbamazepina, ceftriaxona, ibuprofeno, mirtazapina, oxaliplatina. así como los inhibidores de la glicoproteína IIb / IIIa (GPIIb / IIa) abciximab, tirofiban y eptifibatida.

En la revisión incluyeron 273 pacientes (61,5% hombres), edad media 60 ± 15 años. La estancia media fue de 18 ± 17 días. La incidencia de trombocitopenia fue de un 2,26%. Los servicios más implicados fueron Hematología (56), Medicina Intensiva (48) y Oncología (40). La trombocitopenia fue moderada en un 69% de los casos, en un 26 % leve y en un 5% grave.

Hubo 8 casos de trombocitopenia inducida por fármacos (incidencia 0,063%), resueltos en una media de 7, 6 días. Los medicamentos relacionados fueron enoxaparina (2), linezolid (2), tacrolimus (2), timoglobulina (1) y heparina (1). Se recomendó al médico suspender el fármaco (2), disminuir la dosis (3) o monitorización (3), con una aceptación del 100%.

Sin embargo, el fármaco más común involucrado en DITP suele ser la heparina. Las complicaciones tromboembólicas potencialmente mortales son comunes en pacientes con trombocitopenia inducida por heparina (TIH). La trombocitopenia puede ocurrir en 10 a 30% de los pacientes tratados con heparina en ausencia de una afectación evidente del sistema inmunológico.

La incidencia de la TCPIF no se conoce con exactitud, ya que la notificación de casos es voluntaria y no se han realizado estudios diseñados con este fin. En base a diversos estudios epidemiológicos en Estados Unidos y Europa, la incidencia mínima estimada es de alrededor de 10 casos por millón de habitantes/año.

Por otra parte, la incidencia de TCPIF varía según los medicamentos, con valores desde un 5% hasta un 40% en pacientes que reciben heparina, mientras que para otros fármacos es inferior al 1%. Los fármacos que se han relacionado de forma más frecuente con la aparición de TCPIF son alcaloides de Cinchona (quinina/quinidina), sulfonamidas, AINEs, diuréticos, anticonvulsivantes y tuberculostáticos.

Fuente: xatakaciencia.com

AstraZenecamedicamentostrombosis